martes, 14 de agosto de 2007

Eres la luna muerta...

Eres la luna muerta
de mis días en espasmos
contenidos y durante
algún tiempo de mis espacios
fuiste las cadenas de mi alma,
la línea delgada que no dejaba
cruzar las sonrisas hacia
el aura de mi cuerpo.

Te pido el olvido, pretendiendo
que aún mis manos te conocen,
te pido el aire hueco que de tu
boca sale, eres sin más…mis heridas,
mi cansancio, dejaste la luz de mi ser,
enfermaste mi mente de delirios
perennes, eres el diablo de mi cielo,
el giro seco de los ojos de un niño
muerto…entre tus pies se esconden
las risas de la inocencia desecha.

Sombra de la materia
que dices es tu esencia,
sombra de este veneno
que saco en letras expulsadas
de mi piel.

Corrosiva existencia
que cuelga de la marea
de mis océanos en cero.

Existencia voraz que
se come las entrañas
de la carne putrefacta.

¡Lárgate de este espacio!,
no respires mi aire,
no comas de mi pan..
no bebas de mis ríos,
húndete entero en la tierra extinta,
deshazte en la aurora boreal
de la locura, deja de dolerle
al amor…a la vida.


A ti, que no solo te robaste mi aliento,
si no el de la sonrisa que vivía en mi vientre,
un sueño perdido, que nunca regresará.

3 comentarios:

Sherezada dijo...

asi es la vida mi niña preciosa, solo dios sabe proque hace las cosas, quizas mas adelante te compensara

Abrazos desde las estrellas

daro dijo...

granpoemagran...

saludos
daro
argentina

Metzonalli dijo...

Buscando por blogs, caì en este de casualidad. Tu poema me llenó de lágrimas y recuerdos... hay cosas que no deberían de doler, ¿no sientes eso? que el mundo está medio mal? En fin... me retiro a seguir leyendo por aquí.